Los antipropósitos

Este año me he propuesto una sola cosa: no proponerme absolutamente nada. Sí, puede parecer un deseo contradictorio, pero estoy harta de frustrarme por no cumplir ni uno solo de los propósitos absurdos que cada 1 de enero, entre la resaca y el tedio de ese primer día del año, escribo en un papel.

Tengo 365 días por delante para equivocarme, engordar, adelgazar, llorar, reír, comprar, emocionarme, deprimirme, confundirme, desear, odiar, querer, ser diferente, ser igual…

Sí, los comienzos de año son como empezar una relación: todo es nuevo, todo está por descubrir, todo puede ser maravilloso…al menos, de momento.

Siguiendo este principio he decido que este año, por ejemplo, no me propondré apuntarme a un gimnasio a pesar de los tres kilos que he cogido estas Navidades. Ni dejar de fumar, para recaer al tercer día cuando en medio de la presión del trabajo, un compañero insista e insista, en que baje con él a fumar.

Tampoco sucumbiré a esa palmera de chocolate que soy capaz de detectar en cualquier pastelería que haya en diez kilómetros a la redonda. Ni a ese par de zapatos o camiseta o pulsera o lo que sea, que en un día de depresión puedo adquirir sin pestañear.

Y ya puestos, he decido que este año, por encima de todo, no tendré una relación estable. En este aspecto particularmente, me he propuesto entregarme en cuerpo y alma.

Es una estrategia de inteligencia militar muy citada en los libros de autoayuda que me han traído los Reyes Magos. Por cierto, Queridos Reyes lo que habéis hecho este año conmigo no tiene nombre. Lo vuestro no es un regalo, es una “Acción injusta y dañina hecha con mala idea”, según la propia definición de la RAE. Buscad el sustantivo al que me refiero. Si quisiera ayuda, llamaría a un profesional, por ejemplo, a mis amigas. Vale que esté un poco perdida en la vida, pero, ¿tanto? Para que os hagáis una idea, de los cinco regalos que he recibido siete hacían mención a cómo ser feliz (y ninguno de ellos era un décimo de lotería premiado). Os los describiré para que salgáis de dudas:

Primer regalo: El poder del ahora: Una guía para la iluminación espiritual (Editorial Gaia)

Segundo regalo: Tus zonas erróneas (Editorial DeBolsillo)

Tercer regalo: Gente Tóxica (Zeta Bolsillo)

Cuarto regalo: Curso de Tai-chi

Quinto regalo: Curso de Reiki

Empecemos por el primero. Lo de la iluminación espiritual está muy bien, pero dada mi situación económica y la subida de la luz de este mes de enero, me hubiera venido mejor un cheque para pagar la iluminación de mi solución habitacional de los próximos, qué diría yo, ¿siete años?

El que más me preocupa, sinceramente, es el segundo. ¿Zonas erróneas? ¡Ay Dios! Confieso que estoy más orgullosa de algunas partes de mi cuerpo que de otras. Pero, por favor, ¿erróneas? Aún no lo he leído pero me da miedo hasta abrirlo.

Respecto al tercero, creo que me va a ser muy útil. Ahora ya podré afirmar con rotundidad, con certificado, con carné, que todos aquellos seres que yo pensaban que eran tóxicos (y no me refiero al pez globo) lo son. Y la lista es muy larga.

Por los dos últimos, siento mucha curiosidad y os mantendré debidamente informados cuando los pruebe.

Pero, insisto, esto más que un regalo ha sido una señal de alarma. Porque si los demás me ven así, ¿Cómo estaré realmente? Quiero decir, aparte de muy buena.  

No sé si serán los libros de autoayuda o el mero hecho de que me los hayan regalado, pero, de momento, tengo una ansiedad hasta ahora desconocida. En este estado, en el que una no piensa con claridad o quizá con demasiada claridad, le he mandado un mensaje a Aitor. Han pasado más de 24 horas y aún no ha respondido. Así que ya he empezado con el primer libro.

 PD: Feliz Año y disculpas porque hemos tenido algunos problemas técnicos, ya solucionados, que han retrasado la publicación de Cecilia G. El próximo lunes, como cada semana, se publicará un nuevo post.

Acerca de Cecilia G.

Todos los lunes, una nueva historia.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Current day month ye@r *